Es cuestión de paciencia

28.08.2008 @ 16:03 \04\Thu, 28 Aug 2008 16:03:46 +0000\46 +0000 UTC

La pacienca es una de las virtudes más difíciles de poseer. Pero no para algunos mexicanos.

En el temblor del 85 quedaron muchos edificios severamente daniados. Lo ideal hubiera sido que los derrumbaran pero eso costaría dinero. En vez de hacer ese gasto por qué no esperar casi 23 anios a que los edificios se caigan por sí mismos como este:

Un antiguo edificio de cuatro niveles que se mantuvo en pie con severos daños desde el sismo de 1985, terminó por desplomarse en su totalidad esta madrugada en la delegación Cuauhtémoc.

Aunque no se registran personas lesionadas, sólo un automóvil taxi coral Nissan Tsuru, placas L68053, propiedad de Ricardo Matehuala Pérez, estacionado frente al inmueble quedó bajo toneladas de escombros.

“Más de seis años permaneció abandonado y desde el sismo de 1985 sufrió daños en la totalidad de su estructura cimental, por ello fue abandonado, pero nunca demolido, pese a que los vecinos recurrimos a las autoridades delegacionales”

Via El Universal

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: